Janusz Korczak fue un reconocido médico, escritor y educador polaco que dirigió el Orfanato Judío de Varsovia, fundado en 1919. Sus ideas sobre niñez y pedagogía de vanguardia son inspiradoras para los educadores aún hoy. En sus orfanatos sostuvo sistemas democráticos entre los niños y era reconocido en todo Polonia.

A pesar de haber recibido ofertas para ser sacado del gueto, Korczak se negó a abandonar a los niños. Continuó su lucha por conseguir recursos materiales para los huérfanos y para mantener su calidad de vida y educativa a pesar de la guerra.

El final llegó el 5 de agosto de 1942, cuando 200 niños y miembros del personal del orfanato fueron llevados a la Umschlagplatz para ser deportados. Todos, entre ellos Janusz Korczak, fueron asesinados en el campo de exterminio de Treblinka.