A 25 años del atentado contra la Embajada de Israel en Argentina, el Museo del Holocausto de Buenos Aires acompaña el reclamo de justicia de las víctimas, sus familiares y la sociedad argentina toda. La lucha por la justicia y contra la impunidad debe ser un compromiso indestructible.
El Museo condena una vez más el uso de la violencia en todas sus formas y reafirma su compromiso con la educación en pos de un mundo cuyos pilares sean el diálogo y la convivencia en paz.